Las reparaciones de piscinas más usuales

Las grietas y pérdidas de agua, son las reparaciones de piscinas más comunes. En más de 25 años de experiencia en reparación de piscinas, Diaz Pools ha dado solución a numerosas situaciones provocadas por el desgaste de los años. Las más frecuentes, sin duda, son las grietas y las fugas de agua. Causas de la […]

home / Mantenimiento / Las reparaciones de piscinas más usuales

Las grietas y pérdidas de agua, son las reparaciones de piscinas más comunes.

En más de 25 años de experiencia en reparación de piscinas, Diaz Pools ha dado solución a numerosas situaciones provocadas por el desgaste de los años. Las más frecuentes, sin duda, son las grietas y las fugas de agua.

Causas de la aparición de grietas en la piscina

Las causas de la aparición de grietas o pérdidas de agua en su piscina, pueden ser por diferentes causas:

  • Envejecimiento de los materiales: el paso de los años y el desgaste de los materiales por antigüedad es una de las causas por las que pueden provocar grietas en las piscinas de obra de hormigón.
  • Empuje del agua: la presión de la cantidad de agua que contiene la piscina, puede provocar con el paso del tiempo, fisuras en el hormigón de la piscina.
  • Agresiones climatológicas: el sol y el frió son dos factores que influyen en el deterioro del vaso de la piscina, provocado por dilatación y contracción del hormigón.
  • Movimientos de tierra:  es una de las causas más típicas, por las que las piscinas suelen agrietarse.
    Dependiendo la zona, y el tipo de tierra, es más probable que su piscina pueda sufrir este tipo de incidencia.
    Si al construir la piscina en su día, no se tuvo en cuenta esta peculiaridad, y no se reforzó el terreno previamente.
  • Productos químicos: el uso de ellos para el mantenimiento de su piscina, es un factor añadido que se suma a los anteriores pudiendo desgastar la estructura provocando las grietas.

Para la reparación de las grietas de su piscina, Diaz Pools realiza un proceso integral de reparación, usando lámina armada.

La reparación con liner es una solución muy óptima, garantizada, versátil e ideal para evitar futuras grietas, dado que es un material altamente resistente, y soporta los pequeños movimientos que pueda sufrir la piscina.